Proyecto de distribución de fanzines que abre sus puertas cada  domingo  en el quiosco recuperado de Plaça Revolució (Barcelona).


Los beneficios del proyecto van destinados al envío de libros  a distintos centros penitenciarios del Estado Español.